El presidente Andrés Manuel López Obrador reveló este lunes que le ofreció a Ricardo Salinas Pliego una quita de 8,000 millones de pesos a la deuda fiscal que el empresario tiene con el Servicio de Administración Tributaria (SAT) pero este no lo quiso.

El mandatario federal dijo que su gobierno revisó el caso para ver la posibilidad de descontar multas y recargos con el objetivo de que el dueño de Grupo Salinas solo pagara 14,000 millones de pesos del adeudo que arrastra con hacienda desde tiempos de Vicente Fox.

“Entonces, Ricardo trae, su empresa, un adeudo con el SAT desde la época de Fox, no es nuevo, ni siquiera es un asunto de nosotros, de esta administración, entonces han venido litigando desde entonces este asunto y ha ido creciendo el monto y pasa de una instancia a otra y en algunos casos ya han habido fallos”, relató en su conferencia matutina desde Palacio Nacional.

López Obrador explicó que de toda la cantidad lo que fallaron fueron 2,500 millones aproximadamente, cantidad que ya pagaron, pero falta la mayor parte que de acuerdo al SAT, con recargos e intereses de entre 20 y 25 mil millones.

“Ni para él ni para nosotros es conveniente que esto se convierta en un motivo de pleito, porque yo no estoy aquí para pelearme, yo estoy para defender el interés de la gente, los intereses del pueblo, porque el presupuesto no es dinero del gobierno, es dinero del pueblo, nosotros somos simplemente administradores de los dineros del pueblo”, detalló.

AMLO dijo que ese “es el dinero que se utiliza para las pensiones, las becas, para la educación pública, para la salud, para las carreteras, obras, para el desarrollo del país”.

López Obrador recordó que se reunió hace poco con Salinas Pliego a petición del empresario para ver la posibilidad de llegar a un acuerdo por los adeudos.

“Le dije sí, ya se había visto, les digo que viene de Fox, Calderón, luego Peña, no es de nosotros, no surgió con nuestro gobierno”, aclaró.

El presidente dijo que su gobierno revisó legalmente el caso para poder ofrecer una opción a Salinas Pliego y que él asumiría pública y políticamente, las implicaciones de dicho descuento y acuerdo.

“Me busca Ricardo y le digo sí, vamos a ver cómo se resuelve y le pido al director del SAT y al Procurador Fiscal que hagan una revisión minuciosa de nuevo, para ver hasta cuánto se le podía quitar, de cuánto podía ser la quita legal, porque no se puede hacer una quita ilegal, imagínense la responsabilidad.

“De todas maneras la quita era importante, creo que de 8,000 millones, tenía que pagar 14, algo así, ese era el acuerdo, no el acuerdo, a lo que nosotros llegamos a decir bueno hasta aquí se puede legalmente con tal de llegar a un acuerdo”, relató López Obrador.

Sin embargo, de acuerdo con el mandatario, Salinas Pliego no aceptó la propuesta, por lo que el caso seguirá siendo litigado en el Poder Judicial.

“De todo lo que estaba en juicio se consideró que estos recargos y esto y esto se podía quitar para que se pagara esta cantidad, yo dije lo asumo porque tengo mi conciencia tranquila”, mencionó.

López Obrador señaló que ahora le toca al Poder Judicial resolver dicho caso por entero y que la oferta del “descuento” a Salinas Pliego ya no está vigente porque no la aceptó.

“No, ya nosotros, es que no se aceptó (el acuerdo), yo iba a asumir eso pública y políticamente, pero ya no; ahora es un poder ajeno porque me cuesta trabajo decir independiente, el que va a resolver, pero de que se va a resolver se tiene que resolver. En estos seis meses que me faltan que podría ser porque ni modo que van a tardar tanto los magistrados en resolver o en el próximo gobierno, pero se tiene que resolver”, consideró.

A pregunta expresa, López Obrador aceptó que Salinas Pliego quizá quería que se le condonara completamente la deuda de aproximadamente 25,000 millones de pesos con el SAT.

– ¿Lo buscó para que le condonara totalmente la deuda?, le cuestionaron.
– No, sencillamente que no aceptaba, dijo.
-¿Quería todo?, le volvieron a preguntar.
-Pues yo pienso, pues yo pienso, respondió el presidente.

“Entonces ya no es un asunto de pleito, yo lo considero mi amigo, nada más que, cuando nombré el Consejo Asesor, a todos les dije y hay constancia, les dije: me van a ayudar, pero me van a entender también que yo represento al pueblo de México y no puedo hacer favor a nadie, pero se los dije y hay testigos”, expresó López Obrador.

Sigue la información sobre los negocios y la actualidad en Forbes México

¿Te gusta informarte por Google News? Sigue nuestro Showcase para tener las mejores historias

 

Siguientes artículos

AMLO presidente Guatemala Arévalo de León ONU-DH
AMLO acusa a comisionado de la ONU de estar en su contra por denunciar la violencia electoral en el país
Por

'El alto comisionado de la ONU es muy tendencioso, está en contra de nosotros y hace comparsa con los que quieren demost...