La fractura hidráulica o fracking, utilizada en la extracción de hidrocarburos en México, representa un riesgo para al menos 38,338 productores del programa de apoyo al campo Sembrando Vida, así como para cultivos de cítricos, vainilla y granos básicos, reveló este miércoles un informe de CartoCrítica y la Alianza Mexicana contra el Fracking.

Asimismo, el informe calcula el daño del fracking por la extracción de hidrocarburos en México en un valor de casi 20,657 millones de pesos, con los estados de Tamaulipas (11,100 pozos), Veracruz (10,356) y Nuevo León (6,581), las de mayor concentración de pozos con fractura hidráulica.

En el reporte “Fracturando el campo. Impactos potenciales del fracking en la agricultura y en Sembrando Vida”, se detalla que 7,581 unidades productivas beneficiarias del programa del actual Gobierno mexicano están expuestas a los efectos de la fractura hidráulica, que se realiza a menos de 5 kilómetros por un pozo petrolero.

De estos, el 60% se concentra en Veracruz, en el Golfo de México, seguido de los estados de Tabasco y Puebla.

Sin embargo, al sumar el número de productores que podrían ser potencialmente afectados por licitaciones en espera, la cifra aumenta hasta las 38,338 unidades productivas, afectando principalmente a las unidades beneficiarias de Sembrando Vida en Hidalgo, San Luis Potosí, Veracruz, y Tamaulipas.

Las asociaciones señalaron que el daño estimado actual a las unidades beneficiaras asciende a los 545.83 millones de pesos y podría alcanzar los 2,760 millones de pesos con los pozos donde existen hidrocarburos y que están pendientes de licitarse.

Te recomendamos: ONG pide a Gobierno de AMLO prohibir fracking antes de que termine el sexenio

“De continuar fracturando pozos en las zonas mencionadas, se corre el riesgo de afectar a los beneficiarios de un proyecto que aspira a ser algo más que una transferencia económica directa para las familias campesinas”, señaló Manuel Llano, coautor del informe y miembro de CartoCítica.

De acuerdo con la Comisión Nacional de Hidrocarburos, hasta 2019 se tenían 7,840 pozos fracturados en México, distribuidos en 68 municipios de siete entidades mexicanas, con un acumulado de 35,979 fracturas.

La investigación de las organizaciones mexicanas estimó que el 54% de la producción de vainilla en el país está siendo afectada por la perforación de estos pozos, seguido del 37% de la producción de tangerina y litchi, 29% de sorgo, 25% de maracuyá, 23% de mandarina, entre al menos 18 cultivos.

Estos cultivos pueden verse afectados por la contaminación del agua subterránea con metales pesados y compuestos químicos usados en el fracking, explicó Carla flores, coautora del informe y también miembro de CartiCrítica.

Las organizaciones mexicanas también criticaron la falta de voluntad política en el Congreso para impulsar iniciativas de cambios legales para prohibir las fracturas hidráulicas en México, así como el incumplimiento de campaña de eliminar el fracking del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Con información de EFE

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

 

Siguientes artículos

Google-publicitarias-Canadá
Google pagará 74 mdd anuales a medios canadienses por compartir su contenido
Por

El acuerdo es resultado de una ley que exige a Google y Meta que compensen a medios por compartir sus contenidos en las...